Blog

42 Publicado: 27-03-2019

¿Cómo tratar la adicción infantil a la tecnología?

Pantallas en la niñez. Son cada vez más comunes; los niños las usan para jugar o ver algunos videos. Pero ¿cuánto es demasiado?


Sí, las nuevas generaciones tienen una habilidad natural para manejar las nuevas tecnologías, pero a veces los enganchan tanto que se pierden de otras oportunidades: ejercicio, juego en el parque, aire libre, interacción más allá de la casa y la escuela. 

El peor de los casos sería que nuestros niños desarrollaran una especie de fijación, o adicción, hacia dispositivos como tablets o smartphones. Para evitarlo, aquí te damos algunos tips que pueden ayudarte con eso. 

Los “síntomas”

Las nuevas tecnologías sí ofrecen varios beneficios a los pequeños, como plataformas de aprendizaje y distracciones en viajes largos. El problema es que las tablets/smartphones se conviertan en una necesidad para su “felicidad”. Quizá lo has visto en las siguientes señales:  

  1. Mal humor e irritación porque no tienen un dispositivo móvil… y sólo se calman cuando lo consiguen. 
  2. Modifican sus actividades diarias: comen o hacen la tarea rápido, entran corriendo a la casa después de una salida… porque “necesitan” estar conectados. 
  3. Buscan los momentos para usar la tablet o el smartphone sin ser vistos. A veces lo toman sin que te des cuenta, e intentan mentirte cuando les preguntas si usaron el dispositivo. 
  4. Ignoran otras actividades como pintar, manualidades, deporte, salir al parque (entre otras), porque favorecen los juegos digitales. 
  5. Dejan de socializar cuando hay otros niños alrededor, prefiriendo los juegos en línea. 

 

El remedio

Para evitar que la situación se salga de control, hay que desapegarlos de los aparatos con ciertas técnicas que no sean agresivas ni sorpresivas.  Aquí te van algunos ejemplos: 

1. Juega con ellos. No van a dejar el dispositivo por su cuenta; entonces, necesitan que estés a su lado para motivar su creatividad.  Invítalos a conocer su entorno: la casa, la escuela, el parque, etcétera. 

Eventualmente, podrás ayudarles a entender que no pueden usar la tablet todo el tiempo que quieran, y que necesitan otras actividades: leer, ir al parque, practicar música o danza. Si él comprende que es para su beneficio, y que tampoco se los quitarás para siempre, será más sencillo que dejen su adicción. 

 

2. Define sus momentos. Generalmente juegan con los dispositivos en casa. Entonces, programa juegos y ejercicios al aire libre. También puedes darles a elegir otras actividades como pintar, construir con bloques, moldear plastilina, leer, etcétera. 

Tendrás mejores resultados si no pueden ver los dispositivos… eso incluye que tú, como padre, dejes de usar tu propio smartphone cuando estés con tu hijo. Al final, si estableces límites claros, pronto dejarán de pensar en aquel entretenimiento digital.


Queremos que tu familia pase los mejores momentos en el parque, junto a sus vecinos. Entendemos tus necesidades para darte productos y servicios de calidad, que te ayuden a cuidar de tus pequeños. ¡Contáctanos para conocer más!



Artículos de interés que no te puedes perder